AirPods, los nuevos auriculares de Apple

Apple se ha arriesgado bastante con sus nuevos AirPods, pues ha decidido que los nuevos auriculares de iPhone sean inalámbricos y ya han salido algunos memes riéndose de tal decisión en la red. Pero, ¿y si realmente son una obra maestra? ¿Qué pretende Apple con esta nueva jugada empresarial? Lo vemos todo a continuación:

airpods-apple-mediatrends

¿Es una táctica arriesgada?

En primer lugar, AirPods no vendrán en la caja del iPhone 7 una decisión que deja mucho que desear entre los consumidores de smartphone de alta calidad, como son los iPhones y más cuando son el último modelo.

Los nuevos AirPods son de un precio alto (alrededor de 180 euros) y difíciles de usar si se predispone a hacer deporte. Algunos en la red se reía porque serán más difíciles de encontrar pues son casi tan pequeños como un botón, aunque eso depende de la organización de cada uno.

Ahora lo que sí se piensa es que Apple ha perdido ventas y estos AirPods es una buena excusa para sacar algo nuevo al mercado y comenzar a aumentar las ventas de productos complementarios de forma separada para seguir siendo competitivos.

¿Pero por qué llamarlos AirPods?, ¿en qué se diferencian de los tradicionales auriculares?

Pues que los AirPods son auriculares inalámbricos o, lo que es lo mismo, un nuevo producto que se une a la larga lista de productos de la empresa de Silicon Valley. Usan el chip W1 un hardware personalizable con Bluetooth de baja potencia. Se cargan mientras están en la funda, por lo que están siempre preparados para ser usados.

Cuenta con sensores duales y acelerómetros en cada uno de ellos, de forma que sólo se activan cuando detectan que están en las orejas. Aunque no tienen ningún botón, si tiene un sensor con el que poder acceder a Siri. Y si te preguntas si podrás usar los AirPods con cualquier otro dispositivo que no sea Apple, sí podrás hacerlo, pero casi no tendrá sentido ya que no tendrás acceso a sus funciones esenciales que sólo funcionan con iOS 10, watch OS 3 o mac OS Sierra.